Las casas de lujo de algunos famosos… ¡están en liquidación!

Vivir en la casa de un famoso es el sueño de muchos. Sin embargo, no todos pueden permitírselo. A menudo, de hecho, cuando los famosos ponen a la venta sus casas de ensueño pasan años antes de que cualquier inversor interesado se decida finalmente a comprar. Y no podría ser de otra manera, visto que los precios de la mayor parte de estas propiedades son sin duda desproporcionados y, a veces, poco realistas.

Casa de lujo Beverly Hills

Y es este, precisamente, el motivo por el que muchos famosos se han visto obligados a bajar el precio de sus casas. El cantante Robbie Williams, por ejemplo, propietario de una increíble vivienda del siglo XVIII inmersa en la bella naturaleza inglesa, se ha conformado con “solo” 6.8 millones de dólares para deshacerse del suntuoso palacio de Wiltshire. Calderilla, si se tiene en cuenta que hace tan solo cinco años gastó 11 millones para adjudicárselo. Pero, en fin, su prioridad no era ganar algo por la venta de la casa, sino deshacerse de la residencia en cuestión, maravillosa pero demasiado cercana al vertedero local.

Vivir como un famoso

Estuvo obligado a hacer lo mismo, poco meses antes de morir, el actor Robin Williams. Al ver que nadie parecía dispuesto a desembolsar los 35 millones de dólares que pedía por Villa Sorriso, una megavilla de lujo en el corazón del Valle de Napa, retiró la propiedad del mercado para después ponerla de nuevo a la venta por poco menos de 30 millones. A pesar de la considerable rebaja, esta casa situada a las puertas de San Francisco está aún deshabitada. Quien no tiene intención de bajar el precio de su propiedad es la escritora Danielle Steel quien, gracias al éxito de sus numerosos bestseller, pudo permitirse, hace algunos años, comprar una preciosa villa en la playa de Stinson Beach. Por esta propiedad pide 9 millones exactos, ni un dólar más ni uno menos, ya que esta casa con vistas al mar es de reciente construcción y ha sido construida con materiales de lujo.

Mercado inmobiliario

Tampoco está en “rebajas” la casa de Jimmy Kimmel, situada en el centro de la ciudad de Los Ángeles. El actor estadounidense pide por ella 2.3 millones de dólares porque, a pesar de que esta vivienda no es especialmente grande, es verdaderamente lujosa. Prueba de ello son sus 15 televisores, su estudio de grabación y su cocina de cinco estrellas con gran variedad de hornos. Aún así, Kimmel aún no ha conseguido venderla.

Mercado inmobiliario VIP

Finalmente ha cedido, por otro lado, Bruce Willis quien, después de un año de negociaciones, ha vendido su villa de lujo en Beverly Hills por 16 millones y medio de dólares, 5 menos de lo que pedía en un principio. A quien le ha ido mucho mejor es a Meryl Streep quien, a diferencia de su colega, logró conseguir algo por la venta de una antigua propiedad en las colinas de Hollywood: pagó por ella 4 millones y medio, y ha sido vendida por 300.000 dólares más.

Casas de Vip en liquidación

Meg Ryan compra la casa neoyorquina de Hank Azaria
Ciudades que compiten por el rascacielos más alto

LuxuryEstate.com

Con más de 120.000 inmuebles de lujo en 95 países, LuxuryEstate.com ofrece la más amplia gama de inmuebles de valor superior a 1 millón de dolares del mundo. Las agencias inmobiliarias que publican sus ofertas de lujo en la página superan las 8.500, el número más grande que se puede encontrar en una página web. Nuestro objetivo es proporcionar el modo más fácil y eficiente de búsqueda de viviendas exclusivas en todo el mundo, colaborando con profesionales independientes y de confianza en el sector inmobiliario de lujo.

Deja un comentario